Un Motor de Crecimiento para la Economía

La industria proporciona el motor más sólido y estable en una economía avanzada. En España genera hoy el 16,2% del PIB de forma directa, y el 42,3% del PIB si consideramos su efecto inducido en la actividad económica general y en la demanda de proveedores y servicios avanzados, alcanzando un valor añadido global de 473.000 Millones €.

Asimismo, la industria es el mayor inversor en I+D+i y genera el 90% de las exportaciones de bienes (por valor de 250.000 millones €), siendo ambos factores, la innovación y la vocación exterior, las claves para el crecimiento de la economía española.

La Industria es la actividad que mayor solidez confiere a la economía de un país en términos de generación de riqueza, empleo y bienestar

Un Generador de Empleo de Calidad

La actividad industrial genera de forma directa 2,3 millones de puestos de trabajo (el 12% del total de ocupados del país), y 5,6 millones de empleos considerando los empleos indirectos e inducidos. Es decir, en España, casi el 30% del empleo depende de la industria. Pero, además, genera empleo de calidad, algo especialmente relevante ante la precarización que, en términos de salario y estabilidad, se está produciendo en España.

  • La Industria es la actividad con mayor porcentaje de contratos indefinidos (80% como media, y que en muchos sectores industriales supera el 90%).
  • La Industria es la actividad que mejor remunera a sus empleados (25% más que la media nacional), lo que a su vez incide en que sea el sector que mayores ingresos vía cotizaciones e IRPF proporciona al Estado.
  • La Industria es la actividad con mayor inversión en formación y cualificación profesional, y la que registra un mayor nivel de productividad: 80.000€ de valor añadido por empleado (un 40% superior a la media nacional y un 50% superior al sector servicios).